Ibérico de Bellota

Jamón, paleta y lomo Ibérico de Bellota

De animales criados en nuestras fincas en la dehesa andaluza, donde los recursos de bellotas, hierba y demás recursos naturales de la dehesa son su única alimentación durante el proceso de engorde. En las fincas disponen de espacio suficiente para moverse en total libertad y además contamos con personal con larga trayectoria que día a día se encargan de hacer que los cerdos “recorran” la dehesa lo que repercutirá en la calidad del producto, esto hace que la grasa se entrevele con el músculo evitando la acumulación de grasa por “sedentarismo “.
Nuestro reto es ofrecer un producto de alta calidad, donde haya una continuidad en nuestro “sabor”, donde las piezas en fábrica son cuidadas de una forma exquisita, donde cada pieza sigue un riguroso control tanto en la puesta en sal, con unos tiempos que dependerán del tamaño de cada una de las piezas, tan importante en el resultado, luego el lento proceso del sacado de estas nobles piezas, que puede durar hasta cuatro años, pasando por diferentes estancias hasta terminar en la bodega, donde se le da ese punto final al secado.
Las piezas de bellota tienen un proceso muy lento debido a la alta calidad que le da la alimentación de la bellota, a mayor calidad de las piezas mas tiempo necesita de curación, algo que nos ha ido enseñando nuestra larga trayectoria, conocimientos del pasado para dar paso a un proceso de continuidad. Aquí no sirven las prisas, sólo el tiempo que con las condiciones de frió en invierno y calor en verano hacen que sea algo único al paladar. Nosotros intentamos dar ese toque único que nos hace únicos.